00115226012134___P1_600x600

¿Qué es y cómo funciona una impresora 3D?

En algunas entradas hemos hablado de las impresoras 3D y de sus aplicaciones, en especial en el campo de la medicina, pero…¿Sabes realmente qué es y cómo funciona?Básicamente, una impresora 3D reproduce de forma material un diseño creado en 3D de manera digital. Para diseñar dicho objeto, el usuario se puede valer de cualquier programa CAD ( Computer Assisted Design o Diseño Asistido por Ordenador) como AutoCad o AcceliCad, aunque si el usuario no está familiarizado con estos programas. también existen multitud de programas para diseño 3D como Blender que permiten modelar objetos en 3D y plantillas ya creadas en Internet para poder descargar e importar a la impresora 3D con cartuchos hp. Si lo que se busca es un objeto con más detalle o una réplica de un objeto ya existente, siempre se puede recurrir a un escáner 3D.

Los materiales usados para la impresión 3D suelen ser polímeros plásticos aunque ya se han empezado a desarrollar modelos en metal.En cuanto a su funcionamiento, las impresoras 3D usan múltiples tecnologías para fabricar objetos pero, en resumen, el concepto de construcción es siempre el mismo. Una vez que tenemos el modelo original digitalizado en un ordenador, la impresora va construyendo diferentes capas de forma sucesiva hasta conseguir el objeto deseado.Actualmente existen dos tipos de impresoras en el mercado: las impresoras 3D de Adicción y las de Compactación.En el primer modelo, la impresora va añadiendo el material en diferentes capas hasta completar el objeto.3d

En el segundo modelo, la impresión se basa en la compactación o fijación de una masa de polvo por estratos. El proceso alterna el añadido de pequeñas capas del material que componen la pieza con el paso posterior del cabezal de impresión fijando o solidificando dicho material en las zonas de impresión. Este proceso se realiza mediante laser o tinta, lo que permite reproducciones de diferentes calidades.Como se puede comprobar, los modelos de impresoras 3D son de lo más variado y sus precios pueden ser diferentes en función de las mismas. Se pueden encontrar impresoras desde los 800 euros, destinadas a trabajos más caseros como maquetas o prototipos, hasta modelos mucho más complejos y por lo tanto más caros, cuya utilización está destinada a trabajos mucho más profesionales y cuidados, como por ejemplo, la creación de maquetas de órganos de las que hablábamos en un post anterior.

Lo mejor de esta herramienta es la posibilidad de reproducir cualquier objeto que nuestra mente sea capaz de imaginar, lo que permite su aplicación en diversos ámbitos como la automoción, la medicina o la arquitectura.¿Se os ocurre algún uso para esta nueva tecnología? ¿Qué te gustaría diseñar con una impresora laser color así?